spot_img

Comercio con los asentamientos israelíes: pedimos coherencia y justicia

BDS Madrid

Hace poco menos de un año, una coalición internacional de más de 100 organizaciones puso en marcha la Iniciativa Ciudadana Europea #StopSettlements para exigir que la Unión Europea (UE) ponga fin al comercio con los asentamientos israelíes de conformidad con los derechos humanos básicos y el derecho internacional.

Una Iniciativa Ciudadana Europea (ICE) es una herramienta democrática para pedir a la Comisión Europea que legisle sobre un tema determinado. En cuanto la petición alcance un millón de firmas de ciudadanos de la UE de al menos siete Estados miembros, la Comisión estará obligada a estudiarla.

El objetivo de esta Iniciativa Ciudadana Europea es que la UE promulgue una norma general según la cual no volverá a comerciar con asentamientos ilegales en virtud del derecho internacional. Esto se debe a que el comercio con los asentamientos ilegales refuerza su desarrollo y convierte a los Estados europeos en cómplices de las graves violaciones de los derechos humanos causadas por la colonización, que es en sí misma un crimen de guerra.

Después de que la Comisión Europea rechazara el registro de la propuesta, el comité de ciudadanos que la presentó llevó a la Comisión ante los tribunales y ganó, lo que condujo al registro de la iniciativa y al reconocimiento de la competencia de la Comisión Europea para detener todo comercio con todos los asentamientos ilegales de los territorios ocupados.

El 19 de julio de 2018, el Parlamento israelí aprobó la Ley “Israel, Estado-nación del pueblo judío”, que establece que “el Estado considera el desarrollo de los asentamientos judíos como un valor nacional y actúa para fomentar y promover su establecimiento y fortalecimiento”. En cuanto al derecho internacional y las resoluciones de la ONU, la colonización es un crimen de guerra que genera múltiples violaciones de los derechos humanos y del derecho internacional humanitario (destrucción de hogares y expulsiones, asesinatos de civiles, traslados forzosos, restricciones draconianas a la circulación, etcétera).

Actualmente hay 280 asentamientos israelíes en Cisjordania y Jerusalén Este, que albergan a más de 662.000 colonos, mientras que 3,5 millones de palestinos viven en la misma zona. En 2022, 230 palestinos fueron asesinados por las fuerzas de ocupación israelíes o por colonos que gozan de relativa impunidad.

La continua colonización por parte de los distintos Gobiernos israelíes exige la movilización de las sociedades civiles en favor de la solidaridad y de medidas vinculantes contra un Estado que pisotea el derecho internacional y comete crímenes de guerra a diario.

La campaña #StopSettlements se lanzó el 20 de febrero de 2022, Día Mundial de la Justicia Social. Fue unos días antes de la ofensiva rusa en Ucrania que desencadenó una amplia y fulminante serie de sanciones de la UE contra Rusia para obligarla a retirarse de los territorios ocupados. Es hora de poner fin al doble rasero de la UE en materia de derecho internacional y exigir coherencia y justicia.

La campaña de recogida de firmas finaliza en menos de un mes. ¡Firmemos y difundamos masivamente!

Spanish Homepage

Boicot, Desinversión y Sanciones contra el estado de Israel.

HEMEROTECA

Solidaridad en Acción

spot_img

REDES MADRID EN ACCIÓN

Noticias relacionadas