Más

    Dos años sin luz

    Solidaridad en Acción

    spot_img spot_img

    Plataforma Cívica de apoyo a la lucha por la luz en Cañada Real 

    Desde la Plataforma Cívica por la Luz queremos recordar que el pasado 2 de octubre la población de Cañada Real cumplió 730 días sin luz; dos años sin que se haya devuelto este servicio a las vecinas de este barrio de Madrid. 24 meses de lucha vecinal para recuperar un derecho humano: el acceso al suministro eléctrico y a una vida digna. Desde el 2 de octubre de 2020 la movilización iniciada por las mujeres del sector 6 y secundada por la comunidad vecinal y multitud de colectivos no ha parado de sumar apoyos locales, estatales e internacionales. A pesar de ello, las Administraciones competentes de la Comunidad de Madrid siguen sin dar respuesta y desarrollan políticas que van en contra de los tratados internacionales y la normativa interna sobre derechos humanos con total impunidad. Las más de 50 organizaciones que conformamos la Plataforma Cívica por la Luz en Cañada Real seguimos apoyando las reclamaciones de las vecinas: “luz, contratos y mesa de seguimiento”.

    Más de 4.000 personas sin luz desde 2/10/20 (20 meses, 645 días. Sectores 6 y 5). Más de 2.000 personas más sin luz desde 18/3/20 (91 días. Sectores 4, 3 y 2). Más de 6.000 personas (el 40% niños, niñas y adolescentes) sufren el corte de energía eléctrica premeditado y reiterado por parte de Naturgy y el Gobierno de la Comunidad de Madrid. El objetivo es expulsar a una población trabajadora autóctona e inmigrante que lleva dos generaciones construyendo desde sus asociaciones su hogar, su barrio y su ciudad. Los especuladores han llegado a las puertas de este barrio de la periferia madrileña y utilizan a sus políticos para coaccionar al vecindario —ciudadanos y ciudadanas con derechos— y obligarles a irse haciéndoles la vida imposible.

    Desde hace más de 40 años los vecinos y vecinas se han dirigido respetuosamente a las distintas Administraciones pidiendo la integración legal, social y urbanística en materia educativa, sanitaria, comunitaria y la provisión de servicios como luz, agua, saneamientos, viales, transporte público y correos. Sin embargo, los sucesivos Gobiernos han hecho oídos sordos a estas peticiones porque están condicionados por enormes poderes económicos especulativos.

    La movilización social les ha obligado a promulgar leyes como la Ley 2/2011 de desafectación de Cañada Real y el Pacto Regional firmado por el Gobierno de España, la Comunidad de Madrid y los Ayuntamientos implicados introduciendo promesas y garantías de participación ciudadana que han sido incumplidas. La arbitrariedad preside la estructura consultiva del Pacto Regional. La desaparición de las advertencias acerca de los daños en la salud de la población circundante al Parque Tecnológico de Valdemingómez situado en el sector 6 y la existencia de numerosas irregularidades en las instalaciones y en el cumplimiento de las leyes ambientales nos interrogan sobre la eficacia de este decorado participativo.

    La vulneración de tantos derechos humanos durante tanto tiempo se sustenta en la arbitrariedad de los poderes públicos y su, hasta ahora, impunidad. Pero también la inexistencia de una oposición democrática militante en términos de derechos humanos. No obstante, el Defensor del Pueblo —Alto Comisionado del Parlamento Español en materia de derechos fundamentales— ha hablado reiteradamente, alto y claro, de la exigencia de devolver la luz a la población de Cañada Real. El cardenal Osoro, presidente de la Conferencia Episcopal de Madrid, ha aclarado que hablar de los necesarios realojos de miles de personas (en un proceso de varios años) no se debe utilizar para ocultar la urgencia de luz ya para Cañada Real. La gran mayoría de organizaciones comprometidas con los derechos humanos y de altos comisionados internacionales se han comprometido con la movilización ciudadana en apoyo de los vecinos organizados para defender sus derechos vulnerados.

    Los vecinos y las vecinas de Cañada Real:

    — Pedimos justicia: luz ya, contratos, y mesa de seguimiento.

    — Aclaramos que solo las asociaciones de vecinos y vecinas y la plataforma cívica que les apoya nos representan.

    — Seguimos a oscuras; seguimos luchando. Los inversores-especuladores-delincuentes no nos van a doblegar.

    — Difunde y participa en nuestras movilizaciones.

    Este segundo año de movimiento social en lucha hemos querido compartir un texto elaborado por las mujeres de la asociación Tabadol fruto de un trabajo realizado a través conversaciones mantenidas con las profesionales de la salud del equipo de Intervención sobre Población Excluida. Este trabajo materializado en este texto visibiliza el dolor sufrido por lo que les está pasando, qué es lo que significa sentir miedo y cómo se transforma en expresión artística que las mantiene en lucha por una vida llena de dignidad. Hacemos llamamiento para su difusión por vuestras redes.

    Se puede ver en el siguiente enlace: http://plataformaluz.com/los-nombres-del-miedo

    Además, os compartimos y pedimos difusión de la siguiente información:

    — Tres vecinas de la Cañada Real llevan al teatro los dos años de apagón: “Vamos a sacar al mundo lo que nos está pasando” https://cutt.ly/rNamPMn

    — El Defensor del Pueblo llama a que se “resuelva” la situación en Cañada Real donde se cumplen dos años sin luz https://cutt.ly/XNaQex5

    — Noticia de la presentación de 47.000 firmas de Save the Children a la Delegación de Gobierno #LuzParaLaCañadaReal: https://cutt.ly/NNaQxhu

    Llamamiento para ir a ver la obra teatral ‘400 días sin luz’, en la que participan activamente vecinos de Cañada, escrita por Vanessa Espín y dirigida por Raquel Alarcón, en el teatro Valle Inclán del 7 de octubre al 13 de noviembre: https://dramatico.mcu.es/evento/400-dias-sin-luz/

    Últimas noticias

    Crónicas del viaje

    - Solidaridad en acción- spot_img
    Noticias relacionadas